miércoles, 17 de marzo de 2010

nada mal, para variar.





cuando salí hoy del trabajo, llovía.
ni mucho ni poco, solo llovía.

y algo que suele pasar en días como este, hoy no sucedió.

no había olor a tierra mojada!!!

al principio fue casi decepcionante.


sin embargo

me sorprendió un olor sencillamente apetitoso,
casi entretenido,
(diría que)
un atisbo de las tardes de invierno, ya próximas...





en mi tarde de lluvia, salí a caminar por la calle, y había olor a churros con chocolate.
(y no había confiterías ni bares cerca!)




hoy, fue diferente.
y un poquito mejor que la tierra mojada.
(al menos así opinaba mi paladar, sonriendo...)


No hay comentarios:

Publicar un comentario