miércoles, 2 de marzo de 2011

jauría infantiloide



díganme rígida conservadora clásica o lo que quieran pero qué placer y esperanza es subirme al bondi y escuchar a una niña cantar todo un repertorio de canciones de maría elena walsh no una sino muchas y no una maestra jardinera con un grupo de nenes sino una niña solitaria mirando por la ventana hell yeah niña you fucking rule porque me hacés pensar que no todo es reggaetón en la juventud de hoy en día gracias a dios tampoco en la infancia porque qué triste y desesperanzador es subirme al bondi y ver a un nenito de cuatro años perrear mientras recita las estrofas de canciones de don omar o vaya uno a saber quién incitado por los padres que suben el volumen del celular y festejan la burrada



No hay comentarios:

Publicar un comentario