sábado, 24 de marzo de 2012

[cheek to cheek]



Lo bueno de ser ciclotímica es que, no me importa cuánto haya llorado (sincera y legítimamente) ayer, anteayer, o hace dos horas. Hoy, ahora,  ya mismo, soy la persona más sonriente y feliz del mundo...


(Aunque me duela la panza por comerme un paquete de confites de un saque!)

Y qué.

Published with Blogger-droid v2.0.4

1 comentario: