miércoles, 12 de septiembre de 2012

Carta abierta.


No tengo otro pensamiento para decir, más que... soy una idiota. Una boluda. Argh.
No lo estoy diciendo desde el punto de vista adolescente, sino que realmente me doy cuenta de las cosas que hice mal. No. Que están mal. Haga quien las haga.

Es real. Es así. Soy una chica que muchas veces hice (y hago) cosas mal; que quizás sí se dio cuenta de eso... pero que no cambiaba. Porque se olvidaba al rato, y se acordaba cada tanto.
No es a propósito; creo que a todos se nos juntan las cosas que nos pasan, con las cosas que queremos, que no tenemos, que perdimos, que estamos buscando, y demás. Muchas veces no está bueno: pero somos una única entidad, que está conectada a todo eso, todo el tiempo.  Ahí es cuando hay que saber distinguir y poner de ladoAhí fallé toda la vida. Y cuanto más groso lo que voy acumulando, más difícil.

Pero aunque, repito, anteriormente yo me haya dado cuenta de ciertas cosas... me hizo falta el cliché. Me hizo falta perderte (por segunda vez) para entender la fragilidad propia, y de todas las cosas; y para sentirme una malcriada y tonta, ahora incompleta.
Y no es que seas la única cosa que he perdido. Me perdí varias cosas, varias posibilidades. Y también perdí a varias personas. 
Sin embargo, aunque yo sé que ahora estoy más tranquila que en el momento justo en que las estaba perdiendo, tengo que hacer hincapié en que ninguna significó lo que ésta.

Me siento en falta. En falta por no haber sido lo suficientemente compañera, como para darme cuenta que te pasaba algo. Que estabas tan triste. Que tenías cuestiones incompletas. 
Bah, tenía idea que estabas triste, pero me parece que por los motivos equivocados. O me faltaba agregar cosas. Y aunque tendría que defenderme diciendo que no tendría forma de darme cuenta que vos tenías asuntos inconclusos...en el fondo creo que debería haberlo visto. O haberte preguntado, pese a que no me correspondía, o no era la persona idónea.

Me molesta haber perdido el tiempo con idas y vueltas y no haber sido menos tonta.

Perdón. Perdón a vos, por no haber sido constante y no entender. No entender la fragilidad de todo, y que las cosas desaparecen en un segundo. Que hay que tener constancia y dedicación en el día a día. Que uno no es "lo que quisiera ser", sino que uno es lo que hace, dice y demuestra. Todo lo que queda adentro, se pierde, porque nadie lo ve.

Y me tengo que pedir perdón a mí misma. Perdón por haber perdido de a poco, sin darme cuenta, o sin haber hecho nada... lo más maravilloso que tuve y que conocí. Y lo que me llega más profundo que nada ni nadie. Lo que me inspira. Lo que me da un poquito de miedo a veces, porque me hace sentir chiquitita, pero que me ayuda a crecer y sentirme grande y hermosa. Sos lo que me hace hermosa. 

Sos lo que más me importa, y así y todo, lo que más maltraté y descuidé. Y me tortura pensar que eso te hizo tanto daño. Tan irreparable. Me da bronca. Y tiemblo de bronca y más de miedo, por sentir que no hay vuelta atrás en lo que te causé.

Tiemblo porque lo peor que me pasó en el mundo fue perderte. Y en realidad no fue lo peor del mundo, sólo porque ahora te estoy perdiendo otra vez, y esto sí es lo peor del mundo. Sos mi lugar favorito, mi momento favorito.

Es como apretar un gatito hasta que no respire más, y luego llorar, pero no porque esté muerto solamente, sino porque entendiste por qué murió. Que fuiste vos

Si tuviese un deseo, pediría un único día para hacerte feliz. Quiero ser tuya. Y que seamos nuestros, como lo éramos.

Porque ya no tengo ganas de llevar mi porquería a cuestas. Nunca me cansé tanto de ser tan necia. Nunca mayor la verguenza, por haber sido así toda la vida. 

Una última oportunidad. Quiero tirar todo, y quedar limpia, desnuda y liviana. Quiero ser sólo yo, sin nada más que vos. 






Paula.


1 comentario:

  1. Arriba gurisa, no todo está perdido.

    Pasé por lo mismo hace NADA y acá estoy, probando de nuevo con la persona que creo es el amor de mi vida.

    Todo lo cura el tiempo, es lo único que puede ofrecerte soluciones a corto o largo plazo. Paciencia y bueno, las cosas se van a dar como tengan que darse. Seguramente ahora no pienses que es lo mejor, pero capaz en un tiempo pueden estar juntos o te das cuenta que no funcionan y listo...

    Suena tan fácil...

    Besote

    ResponderEliminar